La Oficina de Investigaciones de Tennessee informó que mediante un esfuerzo coordinado con el Servicio de Alguaciles de los Estados Unidos y el Departamento de Servicios para Niños de Tennessee se logró la recuperación de 150 niños desaparecidos.

Las acciones se llevaron a cabo a través de la ‘Operación Volunteer Strong’, que comenzó el año pasado. Después de identificar a 240 niños desaparecidos en todo el Estado, los analistas de inteligencia de TBI recopilaron información completa y posibles pistas sobre cada uno, que los equipos designados de aplicación de la ley siguieron y dieron como resultado la recuperación.

Las autoridades dijeron que los niños desaparecidos, de edades comprendidas entre los 3 y los 17 años, fueron recuperados durante tres redadas en todo el estado en enero y febrero.

“Los Alguaciles de EE.UU. están comprometidos a ayudar a las agencias estatales y locales a localizar y recuperar a niños desaparecidos en peligro para ayudar a prevenir que sean víctimas de delitos de violencia y explotación”, expresó David Jolley, Alguacil para el Distrito Este de Tennessee. “Utilizaremos todos los recursos a nuestra disposición para ayudar a encontrar a estos niños desaparecidos”, agregó.

La mayoría de los niños recuperados durante la operación recibirán servicios a través del Departamento de Servicios para Niños de Tennessee, que pueden incluir colocaciones en hogares de acogida, hogares grupales u otro tipo de atención especializada.

La Oficina de Investigaciones de Tennessee sirve como centro de intercambio de información para los niños desaparecidos en el estado de Tennessee. En esta función, la agencia brinda apoyo a las agencias policiales locales, crea conciencia sobre los niños desaparecidos y los esfuerzos de prevención, y administra esfuerzos de alto perfil para localizar a los niños desaparecidos en situaciones peligrosas a través de sus programas de Alerta de Niños en Peligro y Alerta AMBER.

Durante la operación, el Centro Nacional para Niños Desaparecidos y Explotados (NCMEC), con sede en Alexandria, VA, brindó apoyo analítico y de investigación.

“Operation Volunteer Strong es un gran ejemplo de cómo, trabajando juntos, podemos encontrar niños desaparecidos y conseguirles la ayuda que necesitan para seguir adelante”, dijo John Clark, presidente y director ejecutivo del NCMEC. “Estamos encantados de ver a tantos niños desaparecidos recuperados en Tennessee y agradecemos a todas las agencias involucradas por su dedicación a la protección infantil”.